domingo, 21 de octubre de 2007

Into The Sun (Grand Funk Railroad)

Hay quienes opinan que ya en los ochenta, en el rock estaba todo hecho y nadie se atrevería a discutirselo. Sin embargo creo que los setenta fueron una década invaluable en cuanto a desarrollo estilístico y experimentaciones que terminaron en el auge ochentero de estílos que ya venían desarrollándose desde finales de los sesenta.

Es conocido que el estallido del punk del año 77, vino con grupos como The Ramones y Blondie en los Estados Unidos y el desarrollo del llamado sonido "rock of pubs" de New York, del otro lado del Atlántico The Sex Pistols y The Clash se encargaron de hacer rotar el mensaje de actitud anti-rockstar y expandir una música llena de clichés revolucionarios e inconformistas. Pero ninguno y absolutamente ninguno de esos grupos sería nada sin la poderosa influencia de los MC5 y The Stooges, dos grupos a los que sí se les puede reconocer la paternidad del punk, desde la óptica del hard rock más viejo y que eran (ambas) bandas enclavadas en la música de los sesenta.

El lado "down" del rock, con todas esas visiones depresivas y lugubres del mundo tan presente en el grunge, como en el post-punk y la música gótica, no es tampoco un producto de los ochenta, se puede rastrear mucho más atrás y comprobar que una mayor parte de las influencias proviene de otra de las bandas más destacables del rock clásico: The Doors, grupo que se ha negado a morir en el ideario colectivo no siendo pocos tampoco los hard rockers y metaleros que se basaron en la personalidad atrayente, poética y mística de Jim Morrison, para crear su música - por mencionar algunos estarían: Glenn Danzig, Ian Astbury, Billy Idol, Scott Weiland, Mark Lanegan, Daniel Cavanagh, etc.

Y del metal - no todo se lo debemos a Black Sabbath, a quienes se reconoce como "la primera banda verdadera de heavy metal". Tal como dijo alguna vez Dave Grohl (ex Nirvana): sin Led Zeppelin el heavy metal no existiría. A esto habría que agregar que no sólo Led Zeppelin, una de mis bandas más amadas del rock clásico y los mayores artífices del hard rock mundial, fueron claves en el desarrollo del heavy metal con toda su proyectada evolución, pienso que con este tipo de aseveraciones se les quita mérito a grupos tan importantes como Iron Butterfly, Blue Cheer, Cream, Blue Öyster Cult, The Amboy Duckes y otra decena de bandas poderosas que el metal sepultó en el olvido pero que son una fuente ilimitada de referencia para los nuevos exponentes del hard rock y sobretodo para el stoner.

Pero esta exposición de nostalgias que hago arriba, no es un simple desfile de recuerdos y desentierros con la idea de destacar la importancia de los pioneros del rock para el pasado, presente y futuro de este género musical variado. En base a esta "intro" es que quiero recordar hoy a uno de los power tríos más aclamados por los veteranos rockeros y por los que también no lo son tanto. La supuesta banda favorita de Homero Simpson, uno de los grupos más reconocidos de fines de los sesenta y que compuso buena parte de los temas comerciales más cañeros, coreables y bailables en la historia del rock & roll, algunos de ellos (en mi opinión), muy malos y debo decirlo, estoy hablando de Grand Funk.

Este clásico del hard rock, no tenía necesariamente la potencia de unos Blue Cheer, ni la oscuridad de unos Black Sabbath o el encanto cannabisero de unos Led Zeppelin setenteros, sin embargo cuando sus composiciones se dejaban llevar por la energía hendrixiana en oposición al estílo más "radio friendship" de We Are An American Band, podían pasar a ser una de las bandas más potentes del viejo rock.

Into The Sun es uno de esos temas que demuestran que los Grand Funk eran una banda de hard rock a destajo, un grupo sin miedo al ruido y un importante primer peldaño para el sonido metalero que vendría años después. Este tema como pocos, me transmite una energía verdadera y creíble que el rock ya perdió hace años y que espero algún día vuelva a recuperar.
.
Tema imprescindible para una tocata stoner y el cover ideal que uno esperaría de grupos como Weichafe.

Hagan play y sientan el power...
.

video

2 comentarios:

jorge dijo...

grand funk railroad son los precursores de kiss y no hay que ser un gran entendido de musica para cachar que kiss se morian por sonar como ellos, a mi me encanta esta banda y con una vision lo mas objetiva te puedo decir que temas malos no tenian ninguno algunos mas comerciales que otros eso si, igual que kiss abarcando todos los gustos

la cancion es muy buena pero ¿hay escuchao sin's a good man's brother? asi tambien hay muchos temas que son a cagar no se si tanto como heavy metal pero puro podersshhh

dregenwar dijo...

estoy con Jorge... disfruto lo mismo los temas mas pesados como los mas radiables y comerciales.

aunque yo nunca habia hecho ese paralelismo entre kiss y grand funk... je, interesante

saludos

Choose Your Language

traductor para el blog blogger web

Blog Archive